Accede al Buzón del Ciudadan@ Accede al Portal de Servicios Telemáticos Accede al Perfil del Contratante

Se encuentra usted aquí

Inicio » Municipio » Patrimonio Histórico

Castillo de Mata Bejid

Castillo de Mata Bejid

El castillo se ubica en la entrada del valle encajado entre las sierras de Mágina y Almadén, en el paraje denominado "El Castellón". Ha sido datado por diversos autores a principios del s. XIV, siendo calificado como de construcción cristiana. Por los restos que aún se mantienen en pie, Mata Bejid parece un castillo con una función eminentemente estratégica, diseñado para sostener a una reducida guarnición.

Es de planta rectangular, muy alargada apoyándose sus lados menores, Norte y Sur, en sendas torres, y sus lados mayores, Este y Oeste, por cerramientos.

El cerramiento del sector Oeste está muy deteriorado, habiendo rodado gran parte de sus mampuestos ladera abajo, hasta el vecino arroyo de Los Prados. El del sector Este aún mantiene buena parte de su alzado, aunque muy rehecho, ya que se aprovechó como tapia posterior del corral de un cortijo, actualmente abandonado y en ruinas.

Las torres presentan planta cuadrada: la del sector Norte tiene unos 7,90 metros de lado y presenta cámara interior cubierta con bóveda apuntada; la del sector Sur parece más un bastión defensivo que una torre propiamente dicha, con un primer cuerpo completamente macizo y otro superior habitable, cubierto por dos bovedillas de medio cañón que se articulan lateralmente en un arco. El piso está empedrado, y la entrada es de argamasa. A su pie debió estar la entrada al castillo.

En el estrecho pasillo (5,60 metros de anchura) que une ambas torres, casi en el centro del patio de armas, y ocupando toda su anchura, hay un aljibe de cal y canto de proporciones modestas (1,60 x 2,90 metros en su interior).

La fortaleza está construida en mampostería regular bien ripiada, con cadenas de sillería en los ángulos.